Un café con Alabama Shakes

cafe con alabama shakes
Alabama Shakes arrives for the 55th Annual Grammy Awards at Staples Center in Los Angeles, California, on Sunday, February 10, 2013. (Kirk McKoy/Los Angeles Times/MCT)

¿Llegaste a casa? Entonces, comenzá a prepararte un café como más te guste y a acompañarlo con algo rico porque te proponemos un momento after de compañía con una banda que viene pegando fuerte: Alabama Shakes.

Conocida durante sus inicios como Los Shakes, un momento breve como lo que le duró el anonimato, Alabama Shakes es una banda de música que reivindica las tradiciones de lo mejor de la música afroamericana: el soul, blues, jazz y el gospel.

Sin ir más lejos, este grupo de Athens, Alabama, recibió en el Grammy 2016 los premios de “Mejor Canción Rock y Mejor Performance de Rock” (con “Don’t Wanna Fight“), y Mejor Álbum Best Alternativo y Mejor Ingeniería para un Álbum No Clásico con “Sound & Color” (2015).

Un ascenso meteórico para una banda de chicos de pueblo (con un tremendo talento), especialmente si hablamos de su alma matter ,Brittany Howard, (puedes buscar en youtube “Don’t Wanna Fight“ y comenzar a disfrutar de tu café para que entremos en sintonía).

El sex appeal artístico que tiene esta mujer podría plasmarse en la descripción de la revista Rolling Stone, que calificó a Brittany como “una grandiosa diva sureña a la que no le molesta contornearse, sudar y hacer movimientos involuntarios en escena, sino que lo da todo en esta entrega total a la música”; y esto pega fuerte, señores.

Alabama Shakes pega fuerte, especialmente si hablamos de su disco «Sound & Color» que es un trabajo con mucha identidad; que ha recibido grandes halagos de crítica que consideran que tiene la esencia del soul de la vieja escuela pero sin temer a los arreglos musicales modernos. En este momento, si van por un segundo café o un chocolate, pongan “Future People” y déjense llevar por esta magia…

 

cafe con alabama shakes
Alabama Shakes by Dustin Downing

Escuchar «Sound and Color» de Alabama Shakes, aquí

Un cuento de hadas

La historia de Alabama Shakes es un cuento de hadas, teniendo en cuenta que el camino al ascenso para una banda es casi una odisea en la que muchos naufragan. Todo comenzó en el East Limestone High School, cuando Britanny junto al bajista Zac Cockrell componían canciones y se juntaban a tocar después de clases.

Howard tuvo una infancia difícil, aprendiendo a sobreponerse de su problema de salud (cáncer ocular o retinoblastoma), la muerte de su hermana mayor, el divorcio de los padres y el incendio de su vivienda familiar; sin embargo la música siempre fue su fortaleza espiritual iniciando sus primeros pasos como cantante a capella en la Iglesia de Cristo de Athens.

En varias entrevistas, Howard recordó que comenzó a tocar la guitarra a los 13 años (algún artículos señalan este inicio a los 5) y que adoraba tocar junto a su hermana en las reuniones familiares. Su mamá le inculcó el gusto por Elvis Presley a quien imitaba en su adolescencia en su habitación y a otras figuras como Aretha Franklin, Janis Joplin o Tina Turner; y si bien estas improvisaciones provocaron la chispa adecuada en escena, sus canciones vienen de su interior con una emocionalidad vibrante en voz y cuerpo.

“Siempre sentí que estaba fuera de lugar, no era una niña cool pero tampoco una nerd. Tenía problemas para encontrar mi lugar, hasta que encontré la música y encontré mi lugar en ella», declaró para un magazine local.

Brittany trabajaba en el United States Postal Service, el bajista Zac Crockell como ayudante veterinario; el guitarrista Heath Fogg pintaba casas y aún no sabemos qué hacía exactamente Steve Johnson, baterista de la banda, hasta que les pegó el golazo de media cancha que los catapultó al éxito.

La Consagración

 

cafe con alabama shakes
PH society of rock

Escuchar «Future People» de Alabama Shakes, aquí

Lo cierto es que Alabama Shakes fueron Los Shakes, habían empezado a cantar covers en bares en 2011 con versiones de James Brown, Otis Redding, Chuck Berry o Canned Heat; con el dinero que ganaron en estas presentaciones grabaron en Nashville su primer disco: Boys & girls.

Fue el comentario de un influencer, un blogger del ambiente del rock, lo que provocó el murmullo a nivel nacional: Justin Cage, creador de Aquarium Drunkard, recomendó una de sus canciones. Al día siguiente, el correo electrónico de Howard estaba repleto de ofertas de promotores y alabanzas apasionadas de aficionados.

A partir de ahí, corrió la mecha a velocidad de vértigo. Paterson Hood, líder de Drive By Truckers, se los llevó de gira y Booker T-Jones quiso tocar con ellos. La historia hasta el momento los llevó a tocar en Lollapalooza junto a Paul McCartney; se ganaron la visita a uno de sus recitales de Robert Plant; todo un sueño farandulesco al punto que David Byrne, Jarvis Cocker y Neil Young han profesado amor incondicional por este cuarteto.

Un estrellato que no para, para que sigas bien su estela y no te sorprenda la noche sin un aperitivo, deberías ir sacando un buen malbec para escuchar el disco completo de “Sound & Color” y te animes a invitar a tu casa a esa compañera/o de oficina nueva/o que tanto te motiva en el trabajo. ¡Salud y buena vibra!

un cafe con alabama shakes
Alabama Shakes

Ver video en Vevo

Algunos datos de Alabama Shakes…

Formación musical:

Brittany Howard – voz, guitarra

Heath Fogg – guitarra

Zac Cockrell – bajo

Steve Johnson – batería

Discografía:  Boys & Girls (2012), Sound & Color (2015).

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here